Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Del feminismo a la feminidad igualitaria

José Carlos Navarro (Mérida)
Redacción
miércoles, 8 de febrero de 2006, 00:44 h (CET)
Esta semana se ofician en Nueva York los funerales de Betty Friedan, líder del movimiento feminista de los 60, y presidenta-fundadora de la primera Organización Nacional de Mujeres en Estados Unidos (1966-70). Abanderada de los derechos de la mujer con su primera obra, 'La mística de la feminidad', luchó por la igualdad de salarios y de oportunidades de acceso laboral, que hoy son base de cualquier texto legislativo.

Los 85 años vividos le permitieron reflexionar sobre la distorsión que el movimiento feminista había llevado con las políticas sexuales, siendo su libro 'La segunda fase' su punto de inflexión. Es por ello que desde el feminismo original, siempre defendió el concepto de familia y la unidad familiar (a pesar de su divorcio de 22 años de matrimonio), sublimando la igualdad de sexos en la complementariedad del hombre como aliado y no como enemigo.

Echando la vista a nuestro alrededor, teniendo presente a Friedan, podemos comprender la necesidad del feminismo de ayer, necesitado de la feminidad del rumbo actual llamado de género.

Entrevistada hace cinco años, explica cómo el movimiento feminista hizo su trabajo histórico en su momento, por lo que igualadas las carreras y ganancias, necesita de un nuevo paso. Espetaba que en esta igualdad, 'la diferencia está en los años fértiles, tendremos que ir a una reestructuración del pensamiento en lo que tiene que ver con los cuidados familiares, compartir las responsabilidades familiares'. No olvida nunca a la familia, viendo a la mujer desde la igualdad y complementariedad al hombre.

A pesar de no coincidir en otras de sus posturas, no puedo menos que comulgar con estas reflexiones que tanto pueden ayudar a las familias del futuro. La complementariedad en la familia, en la crianza, educación o cuidados en mutua reciprocidad como modelo salva la vigente crisis de familia, en sustitución de vigentes legislaciones que fomentan la división y la búsqueda de sexos culpables y sexos protegidos. Es una magnífica opción para el futuro de nuestra sociedad, pasar del actual feminismo a la feminidad, contando con la inexcusable colaboración masculina para la igualdad.

Noticias relacionadas

Un PSOE con síntomas de totalitarismo. Primarias en el PP

Sánchez ha decidido gobernar a decretazos, dispuesto a copar, en favor suyo, los medios de información españoles. El PP debe renovarse y prescindir de aquellos que lo han llevado al desastre

Hijos

Sigo manteniendo mi reflexión de siempre: “los hijos no los educamos… nos imitan”

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XVIII)

(...)el Opus Dei no reunía las cualidades que el Derecho canónico atribuye a las Prelaturas Personales

Cuatro palabras que cambiaron el curso de la historia

¿También bebés?

Opus Dei: Comentario crítico a una carta (XVII)

¿Dónde está la responsabilidad personal de quienes controlan empresas, fundaciones y sociedades mediante testaferros?
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris