Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   Espectáculos   -   Sección:  

La magia del Circo del sol se hace realidad

Redacción
domingo, 22 de enero de 2006, 04:03 h (CET)
Espectacular, maravilloso, sorprendente, mágico o diferente, son cualidades que podrían definir perfectamente el último montaje que hoy se estrena en Sevilla del Circo del Sol, Dralion. Los más afortunados, sin embargo, tuvieron ayer la ocasión de disfrutar con los cinco sentidos del espectáculo en el ensayo general en Sevilla, ciudad a la que llega después de visitar Ámsterdam, Londres, Viena, Amberes, Madrid o Bilbao.

José Pablo García Báez / Siglo XXI
La armonía entre los elementos, aire, tierra, agua y fuego son el hilo conductor de la función, que mediante números y personajes muy dispares consiguen unir Oriente y Occidente. Para esta ocasión, Guy Caron, director de Dralion, ha conseguido unir dos civilizaciones antagónicas en un mundo inventado y mágico como es el del Circo del Sol. Durante el espectáculo se suceden acrobacias imposibles, equilibrios infinitos sobre una mano, juegos malabares, ballet sobre bombillas, el esperado número de los trampolines…y como no, los payasos. En Dralion, nada queda a la suerte del destino, la preparación de los artistas es infinita y sus acrobacias rozan la perfección. El vestuario y los decorados parecen sacados del mejor libro de cuentos que jamás nadie haya escrito. Las leyes de la física no valen dentro de la carpa del circo, y por momentos, grandes teorías matemáticas y fórmulas interminables, son reemplazadas por los sorprendentes números que hacen del más difícil todavía su única ley. La exclamación de sorpresa en el público no tiene parangón cuando los artistas, o los magos, porque ya no sé como calificarlos, comienzan a correr por una pared impulsados por los trampolines a lo Matriz, pero esta vez sin trampa ni cartón. En este circo no hacen falta elefantes, leones ni avestruces, sólo creatividad y personas que con su trabajo demuestran que aman este maravilloso mundo del circo.

Como banda sonora para pequeños y mayores que llenaban el Gran Chapiteau instalado en Sevilla, las voces de Dralion cantaban en un idioma inventado del cual solo Circo del Sol conoce la clave. Los músicos en riguroso directo interpelaban melodías en sintonía, y nunca mejor dicho, con los artistas y con el público, que bailó al ritmo de estas. El escenario tampoco dejó a nadie indiferente, ya que sus más de 12 metros de diámetro, una gran anilla en forma de sol en el techo y una pared metálica de 8 metros de altura simulando a la gran muralla china, eran grandes monumentos como para no asustar a los espectadores.

Un poco más de dos horas de espectáculo que en su originalidad y creatividad han marcado una corriente dentro del mundo del circo (Circo del Sol al completo), de la que las artes circenses deben estar de enhorabuena. Pero señoras y señores, sus impresiones deben dejarla dentro de la gran carpa, porque cuando se atraviesa la puerta que conduce a la salida, esta ya nos lleva a la más cruda realidad, las tiendas y puestos de todo lo relacionado con el Circo que hacen de esas sensaciones vividas su más espléndido agosto. Tengan cuidado, y disfruten del espectáculo.

Noticias relacionadas

De septiembre a julio de 2014, tiempo de ERE en el Liceu

Periodos sin actividad artística

Descubren una ciudad maya oculta durante siglos

Hallazgo en la selva del este de México

¿Qué lugares de Siria están en la lista de Patrimonio Mundial en Peligro?

Espacios reconocidos por su "valor universal excepcional"

Fotografías inéditas para unir los hogares de Picasso

Las viñas, huertos se mezclan con documentos y libros exclusivos del artista

La Sociedad Max Planck se lleva el Premio Príncipe de Asturias de Cooperación Internacional

En sus institutos trabajan más de 4.000 investigadores jóvenes
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris