Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Etiquetas:   A bocajarro   -   Sección:  

Al son de la samba

Antonio Valimaña
Redacción
miércoles, 18 de enero de 2006, 23:23 h (CET)
Nadie duda que el fútbol brasileño es puro arte y maestría. Manejar el esférico a las mil maravillas es una cualidad característica de los cariocas, pues saben hacerlo y muy bien. Su fútbol alegre y atacante puede sonar a tópico, pero es pura realidad. No cabe duda, los brasileños le dan un color especial a la Liga.

Fútbol arte
Los tópicos suelen ser eso, tópicos. En el mundo del fútbol también existen, como no podía ser menos, pues fiel ejemplo de ello son algunos como “el fútbol es un deporte en el que juegan once contra once pero siempre vence Alemania” o “los italianos defienden muy bien”. “Los brasileños hacen que el fútbol sea magia” es otro de esos tópicos, un tópico que en multitud de ocasiones lo observamos hecho realidad, y es que, pese a que generalizar nunca es bueno, los futbolistas brasileños llevan a la práctica este efecto. Cada semana lo observamos en los estadios de nuestro campeonato. Un auténtico lujo. Y es que ver en acción a los Ronaldo, Ronaldinho, Baptista y compañía deja a cualquiera satisfecho. Realmente, el precio de una entrada suele estar amortizado con estas representaciones.

Ronaldinho
En una época en la que todos quieren ser futbolistas, éstos abundan en la práctica. Futbolistas hay bastantes, pero magos del balón no. La táctica y la estrategia se alzan como puntales de un fútbol moderno que, en ocasiones, ansia por ofrecer un espectáculo digno de ser contemplado. Las reglas están para cumplirlas, pero saltarse el guión también es una buena táctica. Eso está al alcance de muy pocos, pero actualmente uno lo lleva a cabo como un profesional. Hablamos de Ronaldo de Assis Moreira “Ronaldinho”. El jugador del Barcelona deleita cada día a propios y extraños, ya que no sólo es aclamado en su propio feudo, sino también fuera de él. Su fútbol es un privilegio con el que contamos en nuestro país, una opción diferente de ver fútbol, y por ello debemos sentirnos agraciados de percibirlo cada domingo. Heredero de O´Rei Pelé, Sócrates o Romario, Ronaldinho se ha convertido en la estrella del campeonato y del fútbol mundial. Siempre es positivo no encasillar algo, pues la improvisación es un elemento de altura. Dejando los tópicos a un lado, brasileño por definición. Fútbol en su máxima expresión. Pura magia.

Noticias relacionadas

El lado golpista del Frente Guasu

Los seguidores del cura papá Fernando Lugo acusan de golpistas a varios entes, empresas y medios con los cuales siguen vinculados

Telecinco condenada por el Tribunal Supremo por realizar publicidad encubierta

Clemente Ferrer

Empecemos a soñar con Madrid 2020

Los votantes del COI tienen un sentimiento de deuda con la candidatura española

Se acabó la Liga escocesa

Habrá que acostumbrarse a ver como el dueto Madrid-Barcelona, nuevamente, lucha por ganar la próxima Liga, mientras que los demás juegan y pelean por la “otra liga”

¿Cristiano o Messi? Y tú ¿De quién eres?

María Xosé Martínez
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris