Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Salud
Etiquetas:   Trabajo   Bienestar   Estudio  

España retrocede en salud y bienestar

El entorno laboral, el único aspecto que mejora
Redacción Siglo XXI
@DiarioSigloXXI
martes, 10 de julio de 2018, 06:42 h (CET)

Fotonoticia 2016022311134016021602589 9999

A pesar de que la calidad de vida va mejorando en nuestro país, los españoles han sufrido en el último año un retroceso generalizado en su salud y bienestar. Así lo reflejan los datos relativos a España en el último estudio internacional ‘Cigna 360° Wellbeing Survey’  y que muestra que, a excepción del entorno laboral, el resto de las categorías valoradas en el informe - salud física, situación familiar, capacidad financiera y contexto social- caen en 2018.


Así, el bienestar social es uno de los puntos más afectados. Los españoles afirman que el tiempo que destinan a sus amistades y aficiones es escaso. En concreto, esta percepción desciende nueve puntos, al pasar de un 65,6 sobre 100 en 2017 a un 56,7 sobre 100 en 2018. Otros tres aspectos que también han empeorado son los relativos a la salud física, la situación familiar y la capacidad financiera. Únicamente mejora el bienestar en el entorno laboral, que aumenta 1,4 puntos, alcanzando una nota de 66 puntos, gracias, especialmente, a la satisfacción personal, mucho más valorada en nuestro país que la cuestión salarial.


En este sentido, no disponer de tiempo suficiente para hacerse cargo de la salud de los padres o la capacidad de hacer frente a las necesidades financieras de los hijos son los dos principales problemas que marcan la caída del índice de satisfacción del contexto familiar. En el caso de la salud física, la calidad de sueño es la que marca la diferencia. Respecto a la situación financiera, aunque con un leve descenso, el informe realizado por Cigna incide en que todas las dimensiones analizadas se mantienen más o menos estables, exceptuando la posibilidad de hacer frente a gastos económicos si, por algún motivo, no fuese posible continuar en activo. Finalmente, y pese a la mejora del bienestar laboral, el salario sigue siendo el hándicap principal.


A diferencia de los otros 22 países analizados, el estudio de 2018 no muestra contrastes reseñables por sexo en España. Llama la atención la ligera diferencia entre hombres y mujeres en el aspecto financiero, siendo ellos los que mejor capacidad económica presentan. Lo que sí se percibe es un claro pesimismo de esta cuestión en los adultos más mayores, siendo los millennials, sin embargo, los más positivos.


España, uno de los países menos estresados a nivel mundial

En general, el estrés no es una gran preocupación en España. Es más, a escala global, es uno de los países menos afectados, ya que sólo uno de cada diez encuestados reconoce que vive con unos niveles de estrés inmanejables. En este sentido, las mujeres son más propensas a sufrirlo, especialmente en el ámbito financiero y familiar.


Esta relativa tolerancia al estrés tiene su origen, sobre todo, en la estrecha relación de confianza que mantienen los españoles con sus familiares y amigos, por la práctica de ejercicio y por el hecho de dormir más tiempo. No es un tema, que, sin embargo, se trate en las empresas, ya que alrededor del 60% de los encuestados asegura no disponer de un programa de salud y bienestar en el trabajo. Tampoco se percibe ayuda profesional al respecto. Además, muy pocos encuestados están dispuestos a buscar apoyo psicológico para lidiar con el estrés, sobre todo en el caso de los millennials.


¿Están los españoles preparados para la vejez?

En comparación con otros países, los españoles están menos preparados para la vejez: sólo la mitad de los encuestados dice estar listo para mantener una vida social activa en estos años, y sólo uno de cada tres cree que será capaz de hacerse cargo de su familia y del incremento del coste médico que supone el hacerse mayor. Por sexo, las menos optimistas son las mujeres.


"Aquellos que dicen estar más preparados son aquellas personas casadas y con hijos, que tienen una buena situación económica y que actualmente están trabajando", afirma Eduardo Pitto, director comercial de Cigna España. "El ritmo de vida laboral en el que estamos inmersos está haciendo que nos replanteemos en todos los sentidos lo que significa cumplir años. Por ello, uno de nuestros principales ejes estratégicos está siendo el envejecimiento. Queremos concienciar sobre la importancia de prepararse y cuidarse de cara al futuro", explica.


En este sentido, uno de cada cinco encuestados tiene miedo al aislamiento, mientras que un número similar de personas prevé la posibilidad de necesitar algún tipo de asistencia. Al mismo tiempo, el 25% de los encuestados creen que al llegar a la vejez estarán solos sin nadie que los cuide, un dato muy similar a la media global.


"Esto indica que tenemos un gran desafío por delante, que no es otro que promover el envejecimiento activo, concienciando sobre las ventajas de mantenerse físicamente activo y productivo”, añade el director comercial. "Por esta razón, el objetivo de Cigna es trabajar con personas y organizaciones por un #Unfuturoseguro", concluye.


Uno de cada ocho españoles dependerá de un seguro para cubrir los costes médicos

En términos generales, los españoles apuestan por la sanidad pública. Los datos reflejan que es el país con mayor dependencia en este aspecto en la escala global. No obstante, uno de cada ocho españoles disfruta o tiene previsto contratar un seguro médico para cubrir un posible incremento de sus costes médicos. Asimismo, a pesar de la predilección por el sistema público, los servicios de odontología se contratan en su mayoría por la vía privada.


Los españoles ven que ambos sistemas cuentan con una calidad del servicio muy similar. Lo que aporta un valor añadido, según indican, es la rapidez del sistema privado. En cuanto a la experiencia, los costes y los proveedores médicos, la balanza se inclina hacia la sanidad pública.


En lo que se refiere al posible uso de datos personales, los españoles dan mucha importancia a la transparencia en el tratamiento de esta información. Alrededor del 25% estaría dispuesto a compartir cualquier aspecto de su historial si el beneficio se tradujese en una mejora de la atención médica en casos de emergencia, detección de enfermedades y ahorro de costes en salud.


Si preguntamos con quién estarían dispuestos a compartir dichos datos, se percibe una elevada confianza en los profesionales médicos y en la sanidad pública. Las compañías de seguros presentan mayor reticencia: sólo uno de cada siete se siente cómodo cediendo datos de este tipo a una entidad aseguradora.

Comentarios
Escribe tu opinión
Comentario (máx. 1.000 caracteres)*
   (*) Obligatorio
Noticias relacionadas

La alergia al marisco y a los frutos secos vuelven a casa por Navidad

Comidas navideñas: el enemigo de las alergias alimentarias

Unas 60.000 personas son diagnosticadas cada año en España de un tumor digestivo

El más frecuente es el cáncer colorrectal, con más de 34.000 nuevos casos al año, seguido del cáncer de estómago y el de páncreas

Vuelta al mundo cuatro veces caminando, motivo para acudir al podólogo

Cualquier adulto mayor dará durante su vida un equivalente en pasos a dar cuatro veces la vuelta al mundo caminando

Así afectan a nuestra piel el alcohol y la falta de sueño

Una alternativa saludable para evitar el consumo de alcohol son los nuevos cócteles con ingredientes naturales

El 90% de la población que sufre disfagia no está diagnosticada ni correctamente tratada

Se estima que el 32% de los pacientes con DO sufre desnutrición
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris