Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Carta al director   -   Sección:   Opinión

Bono, socialista y católico

Pepe López
Redacción
sábado, 12 de noviembre de 2005, 06:57 h (CET)
Pepe Bono es socialista y católico. No acabo de comprender muy bien cómo se puede ser ambas cosas a la vez, porque el ateismo ha sido, desde sus comienzos, una de las características del Partido socialista.

Y ese ateismo ha pasado en muchas y tristes ocasiones del plano teórico al práctico, plasmándose en un continuo odio y persecución a la Iglesia, como hemos padecido y como seguimos padeciendo actualmente con esa serie de leyes y actitudes contrarias a la doctrina de la Iglesia o poniendo obstáculos a que los católicos ejercitemos nuestro derecho ¡constitucional! a que nuestros hijos reciban una educación cristiana en las escuelas.

Ayer hubo en Madrid una manifestación-claramente orquestada por el Gobierno- contra la LOE, con profusión de banderas republicanas, y cuyo único fin era, aparentemente, protestar contra las supuestas ventajas que van a conseguir los Colegios concertados, casi todos religiosos, pero en realidad para abogar por una escuela pública y laica.

El sábado próximo, día doce, habrá en Madrid una manifestación, promovida por padres y profesores católicos, para exigir que no se ponga obstáculo alguno a la enseñanza de la Religión católica en los colegios, ni privados, ni concertados, ni públicos, como pretende esa lamentable Ley de Ordenación de la Enseñanza.

A dicha manifestación van a asistir veinte Obispos y al señor Bono, alegando su condición de “socialista y católico”, tal presencia le parece un disparate, como si los Obispos no fueran también católicos y ciudadanos.

Para colmo, Bono ha puesto en parangón a nuestros Obispos con Monseñor Castellanos, que fue Obispo de Palencia y se marchó de misionero a Bolivia.

Tal parangón me parece un mensaje subliminal a nuestros Obispos para que se vayan a las Misiones y no “incordien” al Gobierno, leyéndole la cartilla cuando legislen contra la doctrina de Cristo.

Es lo propio de un socialista, pero no de un católico.

Noticias relacionadas

El día de…

Nos faltan días en el año para dedicarlos a las distintas conmemoraciones y recordatorios

Como hamsters en jaula

​Hermanos: estaréis de acuerdo conmigo de que los acontecimientos políticos están pasando a una velocidad de vértigo

La revolución del afecto como primer efecto conciliador

Nuestro agobiante desconsuelo sólo se cura con un infinito consuelo, el del amor de amar amor correspondido, pues siempre es preferible quererse que ahorcarse

¿Qué se trae P. Sánchez con Cataluña?

Se dice que hay ocasiones en la que los árboles no nos dejan ver el bosque

¿Nuestros gobernantes nos sirven o les servimos?

Buscar la justicia, la paz y la concordia no estoy seguro de que sea al principal objetivo de los gobernantes
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris