Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
15º ANIVERSARIO
Fundado en noviembre de 2003
Opinión
Etiquetas:   Sálvese quien pueda  

Un asunto real

Joan Torres

viernes, 4 de noviembre de 2005, 23:51 h (CET)
Hace ya días que nació la infanta Leonor y, posiblemente, mañana veamos su careto borbón. Una gran novedad, como si nadie hubiera visto un bebé. En fin. Maragall mandó un telegrama felicitando a la realeza española por el nacimiento de Elionor, traduciendo el nombre al catalán. Horas después todos los portales e ideólogos jimenezlosantescos ya ardían fruto de la ira. ¿Qué más dará cómo la llame? Lo que hay que hacer es ponerse de acuerdo y establecer una norma. Si, por ejemplo, nos fijamos en la lengua castellana veremos que, en Inglaterra, hablamos de la reina Isabel II. En cambio, nos referimos al mandamás ruso como Vladimir Putin. Quizá Vladimir signifique Bartolomé. O Baldomero. ¿Quién sabe? Pues nada, unos traducidos y otros no.

Madre mía. Ya tenemos tres kilos y medio y cuarenta y siete centímetros de problema y ni siquiera sabe decir estatuto. Como a Carod se le ocurra tener un hijo y se enrollen dentro de unos años, la tenemos, eso seguro. Los tanques, a la calle y las tumbas de Isabel I y Fernando II, profanadas. Espero, para entonces, vivir ya en mi retiro voluntario en Kipahulu, en el sudeste de Hawai. Pero, no nos desviemos del tema. Resulta que ahora todo el mundo se pelea para que la “gordita y llorona” (reina Sofía dixit) llegue al trono. ¡Quietos! Para eso hay que cambiar la Constitución. Cambio de párrafo para que los inmovilistas y demás conservadores tomen aire y se suban otra vez a la silla.

Uy, pero… si dicen que están de acuerdo con ese retoque al texto de 1978. ¿Pero no son ellos que la protegen ante cualquier transformación? Aclárense. Con la ley actual, si Leonor tuviera un hermano, reinaría él por prevalecer el sexo masculino en la línea sucesoria. Todo indica que eso ya no será así y, en unos años, tendremos a la reina Leonor. ¡Quietos otra vez! ¿Nadie se acuerda que la primogénita del Rey Juan Carlos I es Elena? Nacida en 1963. Sí, amigos, ¿cómo es que nadie planteó ese cambio hace ya más de 40 años?

Una de dos. O se modifica la Carta Magna pero con retroactividad y reina Elena (con el añadido de que el consorte sería Supermarichalar), o adoptamos la ley sálica. Nada de rodeos. Sin embargo, ya que estamos últimamente puestos con la democracia, la Constitución, el poder que emana del pueblo y todo eso tan bonito, precioso y tal, también se podría convocar un referéndum para votar si la población española aprueba seguir con la monarquía parlamentaria o pasar a otro régimen. Por ejemplo, un, dos, tres, responda otra vez, república. Feudalismo y dictadura no cuentan, señores populares, que se les ve venir. Comunismo puro, tampoco, Gaspar.

La cuestión es que desde aquí animo a los españoles a salir a la calle para manifestarnos a favor del reinado de Elena al grito de “Elena, para mí ya reinas” y con pancartas del estilo de “Elena, ¿te das Queen?”. Al fin y al cabo, sea la que sea, la futura Jefa de Estado estará ahí por sus genes, no por sus méritos, que nadie se olvide de eso. Si fuera por mí, reinaría Chiquito de la Calzada, pero en un régimen absolutista. Entonces sí que nos reiríamos del rey y no pasaría nada.

Noticias relacionadas

Torra y su camarilla de independentistas, desmemoriados pertinaces

“La lesión que hacemos y la que sufrimos no están pesadas en la misma escala. Aesop Fables

Debate en televisión española

Ofrezco en este artículo algunas reflexiones sobre el debate político a cuatro celebrado en el Estudio 1 de la televisión pública

Libertad de expresión

Parece lógica y fácil de entender la diferencia que hay entre rebatir una idea y vejar a una persona solo por el mero hecho de expresarla

¿Cómo se ve atrapada Mervi en los textos de Dickinson para crear esa atmósfera poética?

El libro se hace visible y comienza con una carta de una a otra mujer

Por qué Lucía no votará a Pedro Sánchez

Pedro Sánchez decidió duplicar gastos electorales y arrancarnos del bolsillo a los españoles alrededor 180 millones de euros
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter   |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris