Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Opinión

Etiquetas:   Un día menos   -   Sección:   Opinión

Cambiando las calles

Juan Antonio Hurtado
Redacción
viernes, 4 de noviembre de 2005, 23:51 h (CET)
El EZLN se ha empeñado en hacer una pequeña memoria histórica a sus combatientes y por eso una de las calles del centro histórico de San Cristóbal de las Casas fue cambiada de nombre con leyendas alusivas al movimiento zapatista, a las matanzas de indígenas y de activistas y a las mujeres asesinadas en Ciudad Juárez. Varias calles del centro histórico de esta ciudad amanecieron hoy con los nombres cambiados, lo que originó controversia entre los ciudadanos. En lugar de los nombres oficiales, en las placas de las esquinas se sobrepusieron letreros con nombres de guerrilleros o luchadores sociales muertos o desaparecidos, presos políticos, o hechos sangrientos como las matanzas de Acteal y El Charco, o las mujeres asesinadas en Ciudad Juárez.

Integrantes de algunas organizaciones opinaron que esta medida podría formar parte de la jornada a que convocó el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN) en septiembre en la comunidad La Garrucha. Durante la sesión plenaria realizada del 16 al 18 de septiembre el subcomandante Marcos del EZLN propuso a los adherentes a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona realizar del 29 de octubre al 2 de noviembre una jornada para 'recordar a nuestros muertos, desaparecidos y presos políticos'.

Así, Ejército Nacional quedó con el nombre Masacre de Acteal e hizo esquina con la calle Muertas de Juárez (28 de Agosto), a una cuadra del cruce con Preso Político Jacobo ERPI y calle Digna Ochoa. El nombre del subcomandante Pedro fue colocado en una calle cercana al zócalo.
Otros nombres se refieren a miembros del EZLN, como los milicianos Agenor, Horacio, Moisés, Arturo, Samuel, Camilo o Adán, que, dicen los letreros, murieron en 1994.

Durante la mañana el hecho pasó inadvertido para las autoridades, pero por la tarde policías municipales provistos de escaleras de cuatro metros recorrieron la ciudad para arrancar uno a uno los letreros sobrepuestos en las casonas coloniales mientras los transeúntes los observaban y trataban de adivinar a quién se referían los rótulos, entre ellos uno dedicado a 'Eduardo García', acusado por la policía de enviar paquetes bomba a diversos medios de comunicación, cumplirá el próximo día 8 de noviembre un año en prisión, sin que hasta la fecha se hayan presentado pruebas que le señalen como el autor de dichos envíos.

En otros puntos de la ciudad fueron pegados y distribuidos carteles con el título 'Abajo y a la izquierda está el corazón', que muestra una mujer zapatista con una flor y la Luna en lo alto. 'Únete a la otra campaña', menciona más abajo, y en la parte inferior aparecen tres velas.

Me parece una idea original de protesta recordar la memoria histórica a aquellos que quieren olvidarla por simple conveniencia, con el convencimiento también de que ellos son los culpables. Como bien dijo Zaplana, 'en la política estamos para forrarnos'. Mientras tanto las clases desposeídas tienen que sufrir los daños colaterales de las graves decisiones estatales. Recordemos a Leonard Peltier, que lleva veinticinco años en la cárcel y aún no han podido demostrar su culpabilidad al matar a un agente del FBI en un tiroteo. Podríamos enumerar miles y millones de nombres de personas que han luchado y lucharán por vivir dignamente, sin que nadie, ni Fox, ni Yankilandia, les diga lo que tienen que hacer y las tierras que deben pisar. Recordemos al chileno Víctor Jara o a Emiliano Zapata. Deberíamos, entonces, renombrar todas aquellas calles, plazas y avenidas, como por ejemplo las que abundan por Canarias. Quitar esos 18 de Julio, esos Francisco Franco, esas estatuas de Fraga y esos “Primos” de Rivera.

Noticias relacionadas

Una muralla para aislar el desierto del Sahara

Intelectuales de todo el mundo analizarán en Marruecos el problema de la inmigración que causa insomnio y desacuerdos en Europa

El discurso de la payasada

Cuatro artículos que me han ayudado a encontrar la mía

Heráclito

Es un filósofo presocrático que ha especulado acerca del mundo y de la realidad humana

Trapisondas políticas, separatismo, comunismo bolivariano

Una mayoría ciudadana irritada

Prejuicios contra las personas

Es una malévola tendencia, favorecemos los prejuicios y protestamos contra sus penosas consecuencias
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris