Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil
Etiquetas:   Ni éstos ni aquéllos   -   Sección:   Opinión

¿Quién hizo la 'unidad de España'?

Juan Pablo Mañueco
Juan Pablo Mañueco
domingo, 30 de octubre de 2005, 23:30 h (CET)
La figura de Juana la Beltraneja, de quien hablé en el número de “Siglo XXI” del pasado jueves, nos permite tornar la vista a un acontecimiento esencial de la Historia de España que, como casi siempre ocurre en nuestra trayectoria, suele contarse al revés de la realidad –por motivos diversos que ahora no analizaremos–, y que en este caso afecta ni más ni menos que al nacimiento del actual Estado conocido como “español”.

Para empezar, hay que decir que “España” lleva ya bastantes siglos separada –en el caso de que alguna vez haya tenido verdadera unidad política esta Península a la que llamaron “Hispania” los romanos–: desde el XVII, falta Portugal... Y tal vez no sería malo tener en cuenta, ahora que tanto se habla de los problemas del “Estado” denominado “español”, que España ha sido tradicionalmente un concepto geográfico: la Península meridional situada más al oeste de Europa.

Ninguna duda le cabía en este sentido a Luis de Camoens, príncipe de los poetas portugueses, el cual replicaba en el siglo XVI a quien dudara de su gentilicio, tan gráfica como emotiva y exactamente: “portugueses y castellanos, que españoles lo somos todos”... También durante los siglos XVII y XVIII, la Casa Real portuguesa se dirigió en diferentes ocasiones a la “española” para exigir que los reyes de aquí no usaran de manera improcedente esta denominación, sino que se titularan con los nombres que verdaderamente les había concedido la Historia: reyes de Castilla, de León, de Aragón, de Valencia...

De manera que, vistas así las cosas –y quizá de este inteligente modo geográfico habría que verlas, porque nos ahorraríamos muchos equívocos, tensiones y procesos independentistas de lo que la naturaleza ha querido que sea interdependiente–, el denominado “Estado español” actual sería uno de los factores más antiespañoles posibles, porque comienza por excluir a una de su partes.

Así pues, la unidad de lo que se ha dado en llamar posterior y restrictivamente “España” no fue sino la unión dinástica o matrimonial de dos de las coronas existentes en el siglo XV, las de Castilla y Aragón. Ello se alcanzó tras una guerra civil en Castilla, en la que fue destronada Juana, la hija legítima del monarca castellano Enrique IV, jurada como reina por las Cortes de Castilla.

¿A quién convenía dicha unión, quién ganó y quién perdió con ella, por qué era imprescindible para uno de esos dos reinos su unión con el otro, si no quería perecer ante sus adversarios políticos y militares, que le hostigaban en sus fronteras y ya le habían desgajado parte de su territorio?

A tales cuestiones querían responder estas líneas, pero como los prolegómenos ya se han alargado excesivamente, habrá que dejarlas para las siguientes. No obstante, en el artículo aludido del pasado jueves sobre “la Beltraneja”, ya están las claves para entender el periodo histórico.

Noticias relacionadas

La dictadura de Amazon

Nueva York y Virginia serás las dos ubicaciones de la sede

De idiotikos y politikois

En la antigua Grecia los asuntos de Estado concernían a todos los habitantes de la “polis”

La vieja heroína del barrio

La Policía da la alarma, y varias instituciones que combaten la drogadicción y asociaciones vecinales lo corroboran: la heroína ha llegado de nuevo a los barrios

Marx y los vacíos por colmar

El marxismo-leninismo malogró, y continúa haciéndolo, todo cuanto de acertado propusiera Marx

Qué explicaría la visita de Xi Jinping a Panamá

Panamá no constituye ejemplo de gran o mediana potencia
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris