Quantcast
Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Baloncesto

Etiquetas:   LIGA ACB / JORNADA 4   -   Sección:   Baloncesto

El Lagun Aro se impone con autoridad a un anodino Unicaja (73-61)

La conexión Salgado-Weis acabó de decidir el partido
Iago Viñas
jueves, 27 de octubre de 2005, 08:25 h (CET)
EL Bilbao Basket se impuso anoche a un inesperadamente flojo Unicaja, que salvo los cinco primeros minutos y cuando se puso a solo 3 puntos (59-56), en ningún momento estuvo dentro del partido. No se puede salvar más que a Jorge Garbajosa y a Pepe Sánchez, con 15 y 14 puntos respectivamente.

Patxo Palacios / Enviado especial a Bilbao

El primer tiempo de los de Txus Vidorreta rozó la perfección, yéndose a vestuarios con una confortable renta de 18 puntos, que le permitió dormirse en los laureles durante varios minutos en la reanudación. Un parcial de 9-0 acabó de dejar las cosas en su sitio. Con un público entregado, que ya había elegido a su héroe – el gigantón Weis-, La Casilla despidió a los suyos con una cerrada ovación. Mucho tendrá que mejorar el Unicaja para escalar posiciones y acercarse a los puestos nobles de la tabla.

El primer cuarto fue quizá el más interesante del partido. Fred Weis destapó el tarro de sus esencias: 10 puntos en 5 de 6 intentos de 2 y 4 rebotes mostraban a Unicaja la dificultad que iba a tener para doblegar al quinteto bilbaíno. Los primeros cinco minutos malagueños no hacían presagiar la mala noche de basket que iban a tener el resto del partido. Montañés y Salgado escoltaban en aciertos al center francés.

El segundo cuarto ahondó en lo visto en la primera. Con Hermann y Marcus Brown desaparecidos en combate por los malagueños, Andy Panko tomó el relevo de Weis en la faceta anotadora (10 puntos). Las diferencias se ampliaban hasta el 47-29 con que se llegaba al descanso y el público, entregado, disfrutaba de lo lindo con los suyos. Garbajosa era el único que cumplía mínimamente por parte de los andaluces. A todo esto, los árbitros pasaban completamente desapercibidos.

El acierto en el tiro y la férrea presión defensiva de los bilbaínos, unidos al desacierto y apatía general de los de Ciudad Jardín explicaban el guarismo parcial. Nadie echaba en falta a Koljevic.En el tercer cuarto, el Bilbao Basket bajó un poco el pistón y se dedicó a administrar su cómoda ventaja. Vidorreta intentaba frenar los leves atisbos de reacción de Unicaja con un tiempo muerto; por los malagueños, Garbajosa seguía tirando lo que podía de un carro al que solo acompañaba Berni Rodríguez y Pepe Sánchez. Brown, Hermann y Santiago seguían desaparecidos… demasiado lastre, y eso que el Lagun Aro no estuvo nada fino; el parcial (10-21) es bien elocuente.Pero era la noche de Weis, y lo que bien había empezado, bien tenía que acabar.

Comenzaba la recta final del choque con la misma tendencia a la baja de los bilbaínos y el recorte paulatino de Unicaja… hasta que volvió el hombre; un parcial de 9-0, con un Weis colosal y Salgado maestro en la dirección volvían a enardecer al respetable de La Casilla. Así, los últimos dos minutos fueron una fiesta en el pabellón. La buena defensa y el acierto en momentos clave de un inmenso Weis, Salgado y Panko hacían insuficiente la buena labor de Rodríguez y Garbajosa.

En fin, bien Lagun Aro, flojito Unicaja. El domingo los bilbaínos visitan la cancha de un presumiblemente escocido Madrid tras la derrota de ayer en Vitoria, mientras que los pupilos de Scariolo buscarán lamerse sus heridas ante un Caja San Fernando también en horas bajas.

FICHA TÉCNICA
73 – Lagun Aro Bilbao Basket (22+25+10+16)
: Montañés (13), Savovic (0), Salgado (12), Weis (15), Scott (4) –cinco inicial-, Quintana (9), Majstorovic (2), Koljevic (2), Cabeza (0), Banic (0), Panko (16) 61 –

Unicaja Málaga (12+17+21+11): Sánchez (9), Herrmann (0), Brown (5), Garbajosa (14), Santiago (9) -cinco inicial-, Rodríguez (15), Risacher (2), Lázaro (0), Cabezas (3), Pietrus (4), Grgat (0).

Árbitros: Mitjana, Rosado y Ortega. Eliminaron por cinco faltas personales a Marcus Brown, del Unicaja (min.35)Incidencias: Encuentro correspondiente a la cuarta jornada de Liga ACB, disputado en el pabellón La Casilla ante 4.300 espectadores.

EL BUENO: Fred Weis. El pívot galo completó seguramente el mejor partido desde que llegó a Bilbao. 15 puntos (10 en el primer cuarto) y 10 rebotes, valoración ACB 28, le valieron para convertirse en el protagonista del partido..

EL FEO: Marcus Brown. El escolta americano acabó con 5 puntos y tuvo una gris actuación, acorde con la del equipo; escaso bagaje para un hombre de su calidad.E

EL MALO: Walter Hermann. No le salió nada. Tal es así que su técnico le sustituyó al descanso y no le volvió a sacar más que para los 2 últimos minutos de la basura. Cero puntos, cero faltas …sin comentarios.

EL DATO: El Lagun Aro se coloca a dos puestos de las plazas que dan acceso a disputar la Copa del Rey.

SALA DE PRENSA
Scariolo El entrenador del Unicaja felicitó al Lagun Aro y en especial al pívot Weis, alegrándose de haber superado sus problemas de espalda. Reconoció la justicia del resultado y la mala noche de varios de sus hombres, en especial de Herrmann. “No empezamos nada mal, como nos había pasado otras veces, luego todo se torció”. A continuación, asumía la responsabilidad por la derrota. “Forzamos al final, pero era demasiado tarde. Quizá no he sabido transmitir bien a los jugadores”.

Vidorreta El coach bilbaíno se presentaba exultante en la sala de Prensa. “ha sido un partido agresivo, intenso, con un gran trabajo colectivo en defensa. El primer tiempo ha sido muy bueno y nos ha valido para contrarrestar su postrera reacción”.Felicitaba igualmente a Weis. “Weis es uno de los capitanes en cancha y hoy ha completado un gran partido. Vino en buena forma de vacaciones y eso se nota en su rendimiento actual”. No le gustó al técnico local la amplia victoria del TAU sobre el Madrid. “Es malo que el Madrid haya perdido hoy de 23. “ A continiación manifestaba su intención de ganar al menos uno de los dos próximos exigentes encuentros y volvió a alabar el gran trabajo de sus hombres, personalizando el trabajo por parejas Salgado/Montáñez, Koljevic/Quintana, Savovic/Panko.

Fred Weis El pívot galo se mostraba en toda su grandeza –literal y figurada- ante los medios y se quitó importancia en la victoria del Lagun Aro. “El equipo somos todos y mis compañeros también han estado a un buen nivel. Otro día le tocará a otro, lo importante es el equipo”

Noticias relacionadas

España salva el susto ante Letonia

Acaricia el billete para el Mundial

España vence a Australia (65-62) y llegará invicta a 'su' Mundial

Fin de semana de doble victoria

España ultima su puesta a punto antes de viajar a Kiev

Antes de volver a Madrid para jugar ante Letonia

España femenina cede ante Alemania en cuartos de final del Mundial de baloncesto en silla de ruedas

Derrota por 59-33

Scariolo podrá dirigir a España en las 'ventanas' pese a su contrato con Toronto

Garantiza su disponibilidad para la fase de clasificación para el Mundial 2019
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris