Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Sueldos Públicos Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Teresa Berengueras
Lencería fina
Teresa Berengueras
3 de mayo
Más o menos dentro de cuatro días celebraremos por todo lo alto, debidamente publicitado desde hace meses, el día de la madre, ¿por qué?, ¿las madres se merecen un día especial? ¿un día en el que sólo se piense en ellas?. A mi modo de ver las cosas no. Es cierto que cada día celebramos algo, el día de la ecología, el día del padre, de la biodiversidad, el día de las petardas-os, el día de la mancomunidad, el día del vecino educado, el día de la vecina chistosa, el día de los vecinos incómodos, el día de los animales de compañía, del perro, del gato, el día de las flores, el día de maría y miles de días más muy celebrados.

3004158

Para los comercios, debido a todos aquellos que creen que estos días especiales tienen que tener regalo, son días muy bienvenidos, venden, y eso es lo importante, cosas de valor, elegantes, de urgencia, o cosas que son de utilidad y uso en el menester cotidiano.

Vale, es una forma de dar alas a los que venden, a los que las pasan putas por la competencia de los grandes centros comerciales, de las tiendas multimarca o de las tiendas low cost. El pequeño empresario, cuando se celebran días como el que se nos avecina, está contento, se frota las manos y piensa en la caja que va a hacer, y con ella tapar algunos pequeños agujeros de esos que habitualmente existen en la microeconomía.

Los días “de”, esos días entrecomillados no tienen ningún significado, es mi forma de ver las cosas, emocional. A una madre no se la puede obsequiar tan sólo en un día señalado como tal por el gremio del comercio, a una madre se la debe querer, atender y escuchar en todas las horas de nuestra vida.

Las madres, a veces, con los hijos e hijas tienen una relación compleja, incluso difícil, pero, por ser precisamente madres, siguen manteniendo la comunicación, sea cual sea la relación con su descendencia. La complicada vida que llevamos nunca puede ser igual para todos, pero, por suerte, los sentimientos existen.

El primer contacto que tenemos en la vida es con nuestra madre, estamos en su vientre durante nueve meses y si las cosas no se tuercen por las razones que fuere, cuando abrimos los ojos por primera vez allí está ella, nuestra mama. Mamamos de sus senos el primer alimento y los primeros pasos los cuida ella.

Esa unión crea tipos de comunicación, así como también nuestro entorno y en el seno de la familia donde se nace, por supuesto un hijo no vivirá la misma experiencia si nace de una madre que es drogadicta a aquella que tiene una familia ubicada en el mundo del estrellato del cine, de la televisión, de la banca e incluso de los que roban a mano armada.

Los hijos crecen y tienen un tipo de relación según sea la madre y sus circunstancias, que también lo seguirá siendo de una u otra manera según el hijo crezca, y no todo los ambientes son buenos o malos para que el hijo-a tenga mejor o peor unión con la madre.

Hay madres modelo, maravillosas, con hijos muy conflictivos que les hacen la vida imposible y más algunos hijos deciden irse lejos de estas madres porque su vida es un infierno y han escogido esta vida para vivirla.

Las madres sufren, siempre, desde el momento en que quedan preñadas hasta que los niños son mayores, pasando por todos los estadios, estoy hablando de una familia media normal de esta sociedad.

Sufren por saber cómo nacerá, cómo crecerá, por las primeras anginas y los primeros pasos, cuando llora, cuando no duerme, cuando come poco, nada o mucho, cuando no toma fruta, cuando no come verduras, cuando va al cole y no saca buenas notas o muy buenas o es muy tosco, muy divertido, muy pasota, o muy preguntón, cuando está en la edad de querer sólo estar con la madre o sólo con el padre.

3004157

Cuando tienen la primera novia, la segunda, la tercera, y así hasta que se casan o deciden tener una pareja que no es la adecuada, son bisexuales, son heterosexuales, gais o lesbianas. Les gusta el sexo, ir en moto, correr en coche de carreras, teñirse el pelo.

Las madres, siempre, sufren, nunca he conocida una madre tranquila, aquella que deja que sus hijos hagan la vida que ellos desean, una vida sin más. Las madres, muy madres, siempre meten la nariz en la vida de sus hijos-as y sin que se les pregunte dan su opinión. Son madres a tiempo completo.

Me gusta decir, para las que no se sienten madres, para las que han sido madres sin querer, para aquellas que tienen una vida por calvario y los hijos llegan pero siempre suele ser en un mal momento pues sus vidas son complejas, difíciles, que hay madres que no se merecen serlo, sin más. Es una realidad. Aunque estas madres son las menos. Las más, las que abundan, las que tenemos, por suerte, son aquella que quieren sin medida, a veces con exageración, por eso son madres.

Y por eso y no por otra historias nuestras madres, las madres de todo el mundo, no necesitan de un día especial, las madres tienen y deben tener todos los días de la vida para ellas, de otra forma, ¡qué vida más perra la de todos!.

Artículos del autor

El cirujano plástico y estético Dr. Ramón Vila-Rovira ha publicado un nuevo libro titulado “Cirugía para el alma”.
El cirujano plástico y estético Dr. Ramón Vila-Rovira ha publicado un nuevo libro titulado “Cirugía para el alma”.
Los años sesenta-setenta marcaron buena parte de nuestras vidas, la historia escribe bien claro que en esos años, hasta llegar a los años ochenta, la población salió del encorsetamiento en que durante años se la había sometido.

Iba a cumplir 88 años el día 17 de este mes. Fue abogado, periodista y escritor.

La 080 Barcelona Fashion, en su quinceava edición, arrancó este lunes con todos los vientos a favor y ya pasados los peores momentos.
Isabel Preysler tras el paréntesis de las fiestas de Navidad, este año celebradas en Miami con sus hijos y lejos de Madrid tras la muerte de su marido Miguel Boyer, vuelve con fuerza a ese mundo de la popularidad que le es tan conocido.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris