Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto. Noticias y opinión
Viajes y Lugares Display Tienda Diseño Grupo Versión móvil

Manuel Villegas
Manuel Villegas
No le va a salir de balde a Pedro Sánchez el haber pactado con los que quieren destruir la unidad de España
No, no, no son palabras mías, las pronunció Andoni Ortuzar, el Presidente del Partido Nacionalista Vasco en el discurso con el que arengó a sus seguidores en le celebración del día del Alderdi Eguna (Día del Partido). Dijo textualmente dirigiéndose a Pedro Sánchez: “El tiempo se pasa y la paciencia se agota”. Es lo mismo que decirle que el tiempo se termina, que no hay más plazos. Con ellas le conminaba a que cumpliese los acuerdos a los que llegaron para defenestrar a Rajoy de la Moncloa y colocarlo en su lugar.

Aunque no apretó el dogal, si que le advirtió de que: “Gobernar es algo más que hacer declaraciones. Es hacer cosas, cumplir compromisos, es asumir con valentía los problemas”. No, no le va a salir de balde a Pedro Sánchez el haber pactado con los que quieren destruir la unidad de España con tal de conseguir auparse al machito para dirigir, malamente, el destino de los españoles.

Le hizo una advertencia que considero que este hombre desnortado y sin un plan fijo y determinado para gobernarnos debería de tener en cuenta. Literalmente manifestó: “Al PNV no le tiembla el pulso cuando tiene que hacer caer un gobierno que no sabe atajar la corrupción”. Ciertamente no le ha temblado cuando derribaron a Rajoy. Puede que sea un aviso a navegantes, advirtiéndole que igual la puede ocurrir a él.

Las palabras sobre la corrupción son aplicables tanto al PP cuanto al PSOE. Ambos están podridos por la misma, aunque ya ha caído el PP, puede ser que el próximo de turno sea el PSOE.

El discurso del Lehendacari estuvo plagado de admoniciones a Pedro Sánchez. Entre otras cosa, le expuso, glosando a Lope de Vega, que ya era hora de pasar de las musas al teatro, de las buenas palabras a los hechos, de las promesas a las transferencias, ya.

A nadie se le escapa que el fin último de los nacionalistas vascos es la independencia de las provincias vascongadas. Exigen un nuevo estatuto por el que se les reconozca el derecho a decidir, al igual que los catalanes separatistas pretenden.

Los nacionalistas vascos no persiguen otra cosa que su tierra sea reconocida a nivel mundial como una nación plural y diversa dentro del concierto de las naciones.

Queremos que este hombre desorientado, y que no da una a derechas, nos explique a los españoles con qué hipotecas se ha vinculado con los disidentes vascos y catalanes, aunque éstas traigan la ruina a España, con tal de satisfacer su desmesurada ansia de poder.

Los independentistas catalanes también estuvieron presentes en el acto que comentamos con la asistencia al mismo del Presidente del PEDCat, David Bonvhí. Éste fue más duro aún y le advirtió a Sánchez que no recibiría su apoyo para la aprobación de los presupuestos del Estado, si no realizaba gestos lo mismo hacia los políticos soberanistas encarcelados que al proceso nacionalista que aún no se ha acabado. Realizar actos hacia el proceso nacionalista es coadyuvar a la independencia de los que la pretenden ¿no?

Si no cuenta con el apoyo suficiente para que los presupuestos sean aprobados no le quedará más remedo que convocar elecciones que, este hombre veleta y sin rumbo fijo, fue a lo que se comprometió, tras su amañada moción de censura Este desgraciado, no merece otro calificativo, Pedro Sánchez, ha metido en un atolladero a nuestra España soberana con más de cinco siglos de unidad.

Los nacionalistas le están exigiendo que abone el peaje al que se comprometió cuando, con su ayuda y traicionando a España, consiguió auparse a su mandato supremo.

¡Pobre hombre! Es más para dar lástima que otra cosa, es reo de sus propias palabra al no convocar elecciones. Se encuentra atado a su promesa de convocación de elecciones y a las que debió de hacerle a los que quieren destruir España, para alcanzar el poder, pero estas ligaduras no le hacen reflexionar para que se dé cuenta del berenjenal en el que nos ha metido a todos los españoles.

Tanto él como su Gobierno mantienen que con los nacionalistas hay que entenderse mediante el diálogo.

Esto me trae a la memoria un monólogo que hace tiempo realizó Moncho Borrajo en TV parodiando la actitud de los signos zodiacales Aries y Tauro. El Carnero y el Toro se encontraban frente a frente, y el primero llamaba al segundo diciéndole que acudiera a su lado, gritándole repetidas veces, cuando lo hacía, el Carnero daba un paso hacia el lugar en el que se encontraba el Toro. Así procedía sucesivamente, hasta que el primero se encontraba junto al segundo sin que éste se hubiese movido un milímetro de su sitio. Al llegar a él le dijo: Así me gusta, que vengas a mí, cuando yo te llamo.

Igual o en parecida situación se encuentra Pedro Sánchez respecto a los que quieren deshacer España. Él cree que con halagos y promesas de nuevas competencias y mayor autodeterminación va a conseguir que cejen en su propósito. Nada más lejos de la realidad. La meta final de vascos y catalanes es alcanzar la independencia y nadie, como no sea aplicando con rigor la Constitución, los va a disuadir de sus apetencias.

El mismo Alfonso Guerra, según manifiesta hoy OKDIARIO, ha eludido responder acerca de la gestión de la crisis catalana por parte del Gobierno de Pedro Sánchez. ¿A qué se debe este silencio?

¿Podemos aplicarle la frase “el que calla otorga”?, o en cambio es que, el que ha sido siempre tan suelto de lengua, no quiere dejar al pie de los caballos al Ejecutivo porque, sabiendo en su interior que lo está haciendo rematadamente mal, no opta por pronunciarse ya que son miembros de su partido los que rigen España.

Desconocemos a dónde nos llevará esta falta de firmeza de Pedro Sánchez y su equipo pero, indudablemente, a nada bueno si continúa por estos derroteros.

Si se ve obligado a cumplir lo prometido a los vascos y catalanes, también está atado a la promesa que nos hizo a todos los españoles el día que derrocaron al Rajoy: convocar elecciones

Artículos del autor

Viejos son los muebles, las casas y las ropas, pero las personas que han acumulado años son mayores que otros con el bagaje de un insondable pozo de sabiduría y conocimientos.

Dan coces contra el aguijón y son tercos como mulas. Llevan aproximadamente cinco años erre que erre procurando hacerse con la propiedad de la Mezquita-Catedral de Córdoba. ¿Quienes? Los socialistas y sus conmilitones comunistas que gobiernan la Alcaldía de Córdoba.

Está en Hispanoamérica de gira por Chile, Bolivia, Colombia y Costa Rica. ¿Por qué no se alarga a Cuba, donde impera el Socialismo en su faceta Comunista?


Nome he inventado nada.Que también los asesinados por los batallones revolucionarios y por los desalmados quemataban a alguien por el mero hecho de ir a Misa, rezar el rosario o tener una medalla, tuvieron suconsideración, no hay duda de ello, como tan poco la hay sobre que esta ley ha vuelto a resucitar laspasiones más bajas, sin necesidad de ello.Destapó la caja de los truenos, despertó fantasmas del pasado cuando no se demandaba, y nosencontramos de nuevo con las dos Españas enfrentadas, pues no ha sido otro el resultado de esta funestaley.Este, en mala hora, Rodríguez Zapatero, de un tajo cercenó y eliminó, sin necesidad de ello, elacuerdo al que, con tanto tacto y buena voluntad se había llegado para dotarnos de una Constitución, porla cual habríamos de gobernarnos en adelante.Bueno, no ha sido sólo Zapatero el que ha vuelto a enfrentarnos, sino que, con su llegada alpoder Pedro Sánchez, como los españoles no tenemos problemas: no hay paro, la Sanidad pública marchacomo la seda, nuestros mayores no tienen carencias algunas, no hay exclusión social, y el umbral de lapobreza es insignificante, por sólo enumerar, alguno de los que podrían aquejarnos, tiene que emplear sutiempo y nuestro dinero en un asunto que es inaplazable, por cuya solución clamamos todos losespañoles.¿Cuál es este dilema que tanto nos agobia y tiene desazonado al que nos gobierna?Nada más y nada menos que los restos mortales de Franco.

Al resto se les da un bledo, no les incumbe y los trae sin cuidado si Franco está en el lugar en el que se encuentra o hay que sacarlo de él.

​El gurú de los comunistas españoles ha abierto la boca para hablar sobre los etarras manifestando que estos no tienen que pedir perdón.
El juicio de los EREs se ha pospuesto incontables veces, pero valiéndonos de un dicho castizo, y perdón por la expresión, a cada puerco le llega su San Martín.
Ya soy una persona mayor, pero fui un niño de la posguerra fratricida. Lo que quiere decir que soy de los que padecimos penurias sin cuento: hanbre, escasez de salubridad, falta de una medicina apropiada que, por causa de la cual, cualquier infección podía llevarnos al sepulcro.
 
Quiénes somos  |   Sobre nosotros  |   Contacto  |   Aviso legal  |   Suscríbete a nuestra RSS Síguenos en Linkedin Síguenos en Facebook Síguenos en Twitter Síguenos en Google Plus    |  
© Diario Siglo XXI. Periódico digital independiente, plural y abierto | Director: Guillermo Peris Peris